P043006a

De Wiki de fraynelson.com
Saltar a: navegación, buscar

Fecha: 20110518

Título: El Cristianismo tuvo que pasar por una transicion dificil antes de convertirse en religion

Original en audio 4 min. 50 seg.


Estos días estamos siguiendo, paso a paso, una especie de transición, una transición de marca mayor que se dio en la Iglesia primitiva: es el paso del Cristianismo como una especie de grupo dentro del Judaísmo, al Cristianismo como una oferta realmente universal, una oferta que se hace ciertamente a los judíos, y en primer lugar a ellos, pero oferta que tiene que llegar a todos los pueblos, incluyendo nuestros propios pueblos, que no tienen una relación de sangre con el Judaísmo, pero que necesitamos de Cristo, lo mismo que los demás seres humanos.

Esa transición fue difícil, y en esa transición hubo enfrentamientos, diferencias de opinión. Vimos que Pedro había tenido primero una visión en la que Dios le decía: "No llames impuro a los que yo he purificado" Hechos de los Apóstoles 10,15, y luego vemos que en Antioquía de Siria se empieza a predicar el Evangelio a los no judíos.

En el capítulo doce de los Hechos de los Apóstoles está la génesis, está el comienzo de un nuevo episodio en esta transición del Cristianismo a convertirse en una religión, en una oferta verdaderamente universal.

Pero antes de ver lo que sucedió en el capítulo doce, conviene que recordemos que este mandato universal proviene del mismo Señor Jesucristo, fue Él quien dijo a sus Apóstoles que habían de llevar la Buena Noticia a todas las naciones. Dice por ejemplo el capítulo veintiocho del evangelio según San Mateo que "Id y enseñad a todas las naciones" San Mateo 28,19, y también dice que "hay que bautizarlas en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu" San Mateo 28,19.

Además, en el evangelio según San Marcos se nos habla de "predicar el Evangelio a toda la creación" San Marcos 16,15. Es decir que este principio expansivo no es un capricho de la Iglesia, sino que es la dinámica misma de la Resurrección; luego, cuando el Resucitado se aparece a sus Apóstoles, ellos en primer lugar están esperando que se restaure el reino de Israel.

Todavía en su mente sigue estando demasiado presente esa imagen, ese prototipo que ellos tenían del actuar de Dios, y ese prototipo es el del reinado de David, eso es lo que ellos tenían en mente.

Pero Jesús les dice algo distinto, le dice: "Seréis mis testigos en Jerusalén, en Samaría y hasta los confines del orbe" Hechos de los Apóstoles 1,8. Una vez más encontramos que es Cristo, es el Cristo resucitado el que los empuja de los límites culturales, de los prejuicios de clase, incluso de los resentimientos y las diferencias que pueda haber entre los pueblos.

En el capítulo doce hay otro episodio dentro de esta transición: es la primera misión, formalmente así llamada, que podemos considerar. Misión porque la comunidad cristiana, puesta en oración, siente con mucha fuerza que el Espíritu Santo les lleva conducir, le lleva a liderar este proceso de conversión hacia Jesucristo.

Realmente, los Apóstoles no van en un proceso de convicción, en un proceso de convencer a los demás, sino van simplemente en un proceso de dar testimonio, y la idea de dar testimonio es que Jesús pueda reunir a los suyos. La misión no es para crecer nosotros, la misión es para que Cristo reúna a su rebaño, la misión es para que los destinatarios de la salvación lleguen al Salvador.

Y esto es lo que va a suceder a través de la primera misión, en este caso lidera por el Apóstol Bernabé, por el Apóstol Pablo, con la compañía de un hombre llamado Juan, Juan Marcos es él, y es el autor del evangelio que lleva su nombre.

Historias apasionantes, momentos realmente culminantes dentro del comienzo del Cristianismo y que nos siguen diciendo mucho, porque nosotros somos el fruto de esas misiones, y somos también llamados a misionar y testificar en el el nombre del Señor.

Herramientas personales